Matador de ilusiones

Autores

Andes Talleres B consiguió un gran triunfo 8 a 6 frente a Don Bosco B y logró meterse entre los cuatro mejores equipos de la Copa Mendoza.

IGNACIO SAMPEDRO

Se enfrentaban, Talleres B y Don Bosco B por el partido de vuelta de los cuartos de final de la copa Mendoza. El primer partido había sido favorable para el equipo de A1.

Los locales, comenzaron mejor el partido con mayor movilidad y actitud, rápidamente a los 3′, el novel Gastón Fernández, recibió una pelota en el borde del área y con un remate preciso venció a Gassul para el 1 a 0. Talleres “B” ratificaba su gran temporada, y marcaba las diferencias de categoría.

A los 4’ Diego Busso armó bien una contra y cuando defensor y arquero salían a cortar abrió al segundo palo, para que la Gata Fernández anotara el segundo gol personal y el segundo del equipo.

El Santo no encontraba la llave del partido, y el matador seguía muy preciso en tres cuarto de cancha. Después hubo devolución de gentilezas, esta vez Fernández robó y tocó el balón al medio para que Busso anotara el 3 a 0.

Matias Lara intentan superar la marca de Sebastián Nahim. Foto: Fernando Martínez.

Era todo del Matador. Matías Lara vio adelantado a Gassul y sacó un zurdazo que rebotó en el travesaño. Luego Seba Piña quedó mano a mano con el arquero Salesiano, con la pelota picando tiró un sombrero y con el arco a su merced definió al travesaño.

Don Bosco, empezó a mejorar con el ingreso de Mariano Riveros que entró con mucha dinámica en el encuentro. Gassul remató desde mitad de cancha, la pelota la encontró Roberto Gioia que desvió la trayectoria del balón que dio en el palo. Un minuto más tarde Nahim habilitó a Riveros que asistió al segundo palo y Nicolás Perín se llevo la pelota por delante para anotar en contra de su valla el 1-3.

A los 15′ Nico Perín se redimió cuándo Talleres B salió de la presión de su rival, la pelota le llego globeada y en el lateral derecho, de volea y con mucha clase, asistió a Sebastián Piña que sólo tuvo que empujar la pelota para 4 a 1 parcial.

Sebastián Piña acaba de superar a Leonel Ferro. Foto: Fernando Martínez.

Los locales seguían siendo más, y Perín nuevamente tocó para Piña, el 16 pivoteó y abrió para Nico que con un derechazo cruzado anotó el 5 a 1.

Terminaba el primer tiempo, Fernández perdió una pelota, Talleres quedo mal parado y, de contra, Nahim cruzó el balón y nuevamente Perín en un intento por despejar clavó la pelota en su arco para el segundo descuento.

El segundo tiempo comenzaba con la misma tónica que el primero. A los 3′ el juvenil Gonzalo Aveiro hizo una gran jugada, definió frente a Gassul, la pelota dio en el palo y Mauro Colombano anotó el 6 a 2.

El partido se tornó de ida y vuelta, Don Bosco empezó a buscar el milagro. Iban 5 minutos y Mauri Grigor robó una pelota, se fue sólo mano a mano frente a Mancifesta y definió con mucha tranquilidad entre las piernas para el 6 a 3.

A los 8′ Piña robó la pelota por el costado derecho, y tocó al segundo palo para que el optimista Fernández anotara su tercer gol del partido.

Talleres seguía malogrando oportunidades, a los 14′ el Bocha Ferro decidió jugarse el todo por el todo, al arco Mariano Riveros y arquero jugador.

Un minuto después Riveros remató, la pelota le quedó a Lara que desde atrás de mitad de cancha acarició la pelota que paso a todos por arriba y descendió adentro del arco para el 8 a 3.

Quedaban 4 y parecía todo definido, pero Don Bosco no bajó los brazos y sabiendo que se quedaba eliminado empezó a correr y presionar a todo o nada. Talleres se durmió en un córner y Seba Nahim, con un derechazo fuerte anotó el 8 a 4.

40 segundos más tarde, otra vez el Turquito Nahim presionó a Lara, ganó y ante la salida de Mancifesta tocó para Tomas Bogaminski que sólo anotó el 8 a 5.

Los Curas dejaban todo y 40 segundos del final Riveros tiró una pelota por arriba Bogamisnki, la paró de pecho en el área y con una pirueta remató y anoto el 8 a 6.

No había tiempo para más, el matador cerraba la historia con un triunfo que le permite acceder a semifinales, ratificando su gran temporada, y animándolo a soñar en grande, robándole la ilusión a un cura que va con todo por el ascenso.

 

Joaquín Gassul a punto de sacar el remate sobre Gastón Fernández. Foto: Fernando Martínez.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*