Ushuaia, primer finalista y ascendido

Autores

Los fueguinos ganaron 2 a 1 y dejaron afuera de la final a Posadas. Este sábado desde las 18 jugará por el tercer puesto ante Mendoza.

Gentileza Nicolás Maradona

www.solofutsal.com.ar

Por apenas un gol, Ushuaia dejó afuera de la pelea por el título a la selección posadeña de fútbol de salón, que cayó por 2  a 1 en la primera semifinal del Torneo Argentino de Selecciones B/C que se disputa en Mendoza desde el último domingo.

Pese a la derrota, Posadas aún se mantiene en camino rumbo al objetivo que se propuso el combinado: ascender al Argentino A de 2013. Para alcanzar esa meta, los dirigidos por Néstor Jaquet deberán derrotar mañana sábado al perdedor de Mendoza y Las Heras, que al cierre de esta edición disputaban la otra semi. El último duelo de los posadeños será desde las 18 en cancha de Sportivo Andes Talleres (en Godoy Cruz), como preliminar a la definición por el título.

Meritorio fue lo realizado por los misioneros en la primera semifinal que se jugó en el Ribosqui de Maipú. Si bien durante el primer tiempo el arquero Hernán Clavero debió trabajar y mucho, Posadas no fue menos que Ushuaia y también tuvo chances claras de convertir. Sin embargo, ninguno podría abrir la cuenta al cabo de los primeros 20 minutos.

En el complemento, en cambio, llegaron los goles. Agustín Oliva, que ya había avisado, la empujó a la red a los 1’50”. El gol de Ushuaia cayó como un balde de agua fría, más allá de que el representativo de la Apofusa siguió buscando. Para prueba “basta un botón”: a los 4’18” el jugador de la selección nacional Marcelo Sánchez decretó el 2-0 en otro ataque certero.

Neco González y Josué Arrieta no encuentran consuelo. Foto: Gentileza Nicolás Maradona.

El golpe fue duro, pero Posadas salió a buscarlo. En ese frenesí ofensivo dejó espacios atrás y tuvo sus chances, pero Ushuaia también se defiende. Y lo hace bien. Por eso recién a los 16’16 Josué Arrieta pudo descontar con uno de sus clásicos bombazos. Desde ahí, los tres minutos finales fueron infartantes, pero los segundos se consumieron y el reloj terminó por cerrar la eliminación de Posadas rumbo al título.

La derrota caló hondo en el plantel, que de todas maneras mañana sábado tendrá la chance de recuperarse y conseguir el verdadero objetivo –más allá de la lógica ilusión- por el que viajó a Mendoza: el ascenso.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*